Por - Publicado el 19-01-2007

Gracias a un pase de taquito de Daniel Salas descubro el blog de Eduardo Ismodes
Paises necios. No puedo sino coincidir con dos de las importantes ideas-fuerza que leo en su blog:

  1. La investigación y desarrollo es crucial para el crecimiento de un país (por ejemplo, el Perú), y
  2. La CTS es un robo.

Sobre este primer punto, es lamentable que mis colegas economistas peruanos no le presten la suficiente atención. Al parecer, predomina la visión de corto sobre la de largo plazo. Cuando se habla de “crecimiento” más se refiere al aumento del nivel de producto de un año particular a otro que a la tendencia de muchos años al aumento del producto por habitante (Ver mi post reciente El “shock” invisible). Y es lamentable, pues este es un tema clásico de los economistas: los temas como el crecimiento endógeno o la convergencia de los países pobres a los niveles de los países ricos han sido motivo de una explosión de investigación en las últimas décadas. Claro, en el Perú todavía estamos agradeciéndonos por tener una economía estable y cruzando los dedos por que no se cometan más locuras económicas (hiperinflaciones o hiperpaquetazos). Una búsqueda rápida nos conduce a algunos artículos y materiales que resaltan la importancia de la Investigación y Desarrollo (I+D):

Como para darle más atención. No es para nada un tema marginal en la economía. En nuestro país podríamos hacer algo por salir de quedados y entrarle más a estas cosas. Una excepción (y seguramente otras) es nuestro compatriota Carlos Urrutia quien está en el tema (ver aquí).

Por mi parte, tengo mi sesgo sobre esta literatura y recomiendo fuertemente la lectura de Growth Theory de Boyan Jovanovic, documento del NBER pero que fue publicado finalmente en la International Encyclopedia of the Social and Behavioral Sciences. Aquí Boyan, con quien trabajé en NYU, nos ofrece tres explicaciones para el crecimiento

  1. progreso de la ciencia,
  2. crecimiento de las cualificaciones individuales, e
  3. incentivos

Uno de los factores que retrasa el crecimiento es la hostilidad local a la adopción tecnológica. Grupos de interés que impiden el progreso técnico. Apalancados en lo suyo refuerzan el entrampamiento tecnológico en todas las áreas, incluso el área intelectual como he explicado en este post:IS-LM y el entrampamiento tecnológico.

Y sí, un tema crucial en todo esto es la desigualdad, a cuya explicación dedica varias páginas. El lector encontrará interesante echarle una leidita. Se verá que la desigualdad sí que es tema de preocupación para los economistas….

Sobre el segundo tema, la CTS, mi comentario usual es ¿por qué no me la dan como parte del salario y yo decido que hago con ese dinero? No, no quiero CTS, ni FONAVI ni siglas varias que sólo significan que después no veo nada del dinero que me retienen. Lo mismo con la AFPs ¿por qué me tienen que retener? Yo ahorraré y ya veré lo que hago con mi dinero. ¿Que seré irresponsable y cuando sea viejo me quejaré ante el estado? Esa es la idea paternalista detrás de todos estos sistemas. Hemos visto a los “viejitos” quejándose porque no se les paga después de haber contribuído. No los hemos visto quejándose porque quieren pensión y no les toca. Por ejemplo, los informales cuando llegan a viejos, ¿acaso le piden pensión del estado?

A todo esto, sobre lo bueno que son los sistemas de capitalización a la chilena sobre los de reparto, repito una vez más el artículo de Laurence Kotlikoff para LACEA Pension Reform in Nachos., al que referí antes en este post.

Otro tema bien señalado en Países Necios es el de los gastos militares (ver este post). Tal como lo señalé en Triángulo equivocado el triángulo que nos debe preocupar es la creciente brecha productiva con nuestro vecinos, más que cualquier triángulo marítimo. Los gastos militares a costa de la I+D no nos ayudarán a ninguna recuparación. Un país atrasado en productividad no puede sostener una carrera armamentista. Recordemos con lo que pasó con la Unión Soviética en el siglo pasado: gran gasto militar con una economía atrasada. ¿Qué pasó? Pues que perdió la guerra fría. El gasto militar se va comiendo todo el presupuesto hasta que no pueden aumentarlo más….De hecho las armas producidas en la antigua Unión Soviética ya son obsoletas, como que este desaparecido país fue proveedor del Perú…. Es un sinsentido. Las guerras modernas requieren una alta tecnología y no se pueden sostener sin una elevación general del nivel de capital humano de un país…Es por ahí por donde hay que comenzar…

Figura aparecida en este post de Eduardo Ismodes.
Como para pensar…

No hay comentarios

Por - Publicado el 19-01-2007

Siguiendo con el debate del papel del arte y su relación con el márketing, quiero colocar este breve video que ilustra las confusiones que se pueden producir cuando introducimos el segundo criterio para juzgar el primero.

Aquí tenemos dos expertos que censuran a los premios Oscar porque promueven películas que no son patrióticas (ellos las llaman “antiamericanas”, “socialistas”, “homsexuales”, “comunistas”; dicho sea de paso, ¿qué tiene de anti-patriótico ser homosexual?). Dan a entender que las élites de izquierda de Hollywood no se fijan en el gusto del público (analizado por la revista cristiano-conservadora “MovieGuide” en una encuesta).

Para que se vea bien la cortedad de su visión, hay que notar que entre las películas que encuentran positivas, mencionan “Los Increíbles”, una excelente animación que, curiosamente, tiene un tono notoriamente anti-capitalista y “Spiderman 2″, cuyo héroe no parece ser muy patriótico u optimista, sino más bien melancólico y problemático.

La parte crucial es que también incluyen “The Passion of the Christ”. Cuando la entrevistadora (sin pretender causarles ningún problema) les pregunta qué tiene de patriótica esa película (que se más parece un macabro espectáculo barroco) uno de los entrevistados no sabe qué contestar. Esto suele ocurrir con el pensamiento conservador: evita lo problemático y, por ello, no sabe qué responder cuando, como ocurre las más de las veces, tienes que explicar la coherencia de lo que es incoherente. En este caso, la abierta sensibilidad barroco-católica de la película de Gibson que no tiene nada que ver con el puritanismo moderno estadounidense, pro-israelí y pro-capitalista, que niega la muerte y el sufrimiento.

No hay comentarios

Por - Publicado el 18-01-2007

Finalmente puedo responder a la respuesta de Héctor Ñaupari que él dio mi post Héctor Ñaupari y las confusiones del márketing.

En primer lugar, me resulta difícil responder a Ñaupari por la sencilla razón de que la suya no es una respuesta: es una simple atribución de ideas que nunca he sostenido. Veamos un par de ejemplos:

Por otra parte, Salas cuestiona que la literatura tenga que acomodarse al gusto de la gente. Dar en el gusto en la gente no es una tarea fácil. Sin embargo, Salas está convencido de que así es. Y precisamente por ello, es inmoral y de pésimo gusto hacerlo. Más aún, cree sinceramente que eso ensucia la literatura y la rebaja, pues la lleva a las masas, incultas, mestizas y sucias, que –Salas debería saberlo bien– es el mercado.


Y es que la literatura es peligrosa, sobre todo la buena literatura. Nadie mejor para saberlo que los propios escritores. Un poema de Paz puede conmover, enardecer o modificar para siempre el comportamiento de cualquier ser humano, por ejemplo. En eso consiste su genialidad. ¿Qué pasaría si lo leyera un conductor de combi? ¿No sería acaso un mejor ser humano, no estaría menos embrutecido? ¿No vería la vida de otro color? De acuerdo con Salas, eso no debe pasar.

Como no puedo responder a ideas que no he planteado (es obvio para quien ha seguido el debate que nunca las he sostenido), lo que me queda es discutir los presupuestos de las tesis de Ñaupari. Supongamos, por un momento que sea verdad que las masas, incultas, mestizas y sucias […] es el mercado. Pues bien. Si se trata de masas “incultas”, es obvio que no van a estar interesadas en los libros, de modo que, en principio, no son el mercado de compradores de libros. Las ideas de Ñaupari, como sostengo reducen el mundo a la mercadotecnia pero son a la vez pésima mercadotecnia.

En cuanto a la segunda cita, hay dos puntos interesantes.

Primero, que ha de entenderse que Ñaupari piensa que los choferes de combi son gente embrutecida. Es curioso que él mismo diga que un poema de Paz puede desembrutecer a un chofer de combi, porque ya antes ha dicho que yo desprecio a la gente que trabaja en “oficios innobles”. Ciertamente, no existen los oficios innobles, salvo los de torturador, vendedor de pasta y algunos otros de esa calaña que ahora no se me vienen a la mente.

En segundo lugar, el fragmento citado propone exactamente lo contrario a lo que antes había dicho Ñaupari, a saber, no que la solución es que la gente lea buenos textos (los poemas de Paz) sino que se escriban textos adaptados a su gusto. La cita textual dice que: A esos seudo creadores habría que recordarles que los lectores peruanos quieren, a mi juicio, escapar del mundanal ruido nacional y vivir la vida de otros, por ejemplo, a través de un buen libro.

La frase revela, por un lado, que el objetivo de la literatura, según Ñaupari, es la evasión: hay que escribir para hacer que nuestros lectores escapen de la realidad, por eso no hay que escribir sobre cochinadas (esto es, en palabras del mismo Ñaupari, “sangre, suciedad, prostitución, travestismo, hoteles derruidos y malolientes, drogadicción y violencia política o social”). Nuevamente, se trata de pésima mercadotecnia. Desde el comienzo de los tiempos los temas de mayor aceptación del público (del cliente, del mercado) han sido el sexo y la violencia. Consideremos algunos de los grandes hits de ventas: la Biblia (el libro más vendido en el mundo), la Odisea (que debe ocupar del en segundo lugar en cuanto al más traducido), los Nibelungos, Tirant lo Blanc, el Lazarillo de Tormes, Cumbres borrascosas, Cien años de soledad. Hay que admitirlo: la normalidad, la felicidad no venden. Si al público hay que darle lo que pide, pensemos de nuevo. Si queremos un ejemplo de lo que verdaderamente vende, consideremos el segundo video de este post escrito por Silvio Rendón. En esa presentación se conjugan todos los motivos que son de gancho para el gran público: violencia (la pelea misma), sexo (la anunciadora que aparece en tanga), racismo (“matan con la pezuña” se lee en uno de los títulos), inversión de roles (son mujeres y no hombres los que pelean) y, por supuesto, mucha chacota.

Estos mismos temas los encontramos en grandes obras literarias y, sin embargo, no gozan de tanta popularidad. ¿Qué ocurre?. Algo muy simple: que el arte (y la pregunta es, entonces, si queremos producir arte) no se define por sus temas sino por su tratamiento. La razón por la cual la literatura o el cine de calidad no llegan al gran público no es por el tema, sino por la problematización de estos temas. Ahora bien, si no queremos problematizar, la cosa es muy simple: no hagamos arte, dediquémonos a otra cosa. Pero el compromiso ético del artista es con la reflexión (es decir, con alimentar la consciencia de la comunidad). Aquí les pongo un pasaje de Twin Peaks: Fire Walk with Me de David Lynch. Se trata de un instante de semi-revelación, de semi-anagnórisis, que contiene todo lo que le gusta a la gente: sexo, incesto, violencia, perversión (¿recuerdan Madeinusa? Pues los gringos también tienen su Madeinusa). La diferencia es la mirada problemática del artista: Lynch crea una narración desde la negación y el delirio.

Coloco aquí el guión, a fin de que pueda ser mejor comprendido:

GERARD
You stole the corn. I had it canned over the store. Miss, the look on her face when it was opened. There was a stillness. Like the formica table top. The thread will be torn, Mr. Palmer, the thread will be torn. It’s him. It’s your father.
MECHANIC Mr., Mr., you shouldn’t do that to your engine. You ought to take it easy, Mr., you’re going to burn your engine out.
LELAND What the hell was all that? Why doesn’t someone do something about all of this. My god, that guy came out of nowhere. He was harassing my daughter.
LAURA Dad, are you all right?
LELAND Teresa Banks. You look so much like my Laura.
TERESA When’s the next business trip, big fella?
LELAND Soon. How about next time we party with the girlfriends you told me about?
TERESA Sure.I can arrange that. I like that.
TERESA What are you doing?
LELAND Who am I?
TERESA I don’t know.
LELAND That’s right.
LAURA Dad… Dad… Who was that? How do you know him? He looked familiar. Have I met him?
LELAND No, you haven’t met him. Have you met him?
LAURA No.
LELAND We’re late to get to your mother.
LAURA Just sit here for a moment.
LELAND My God! A man comes out the blue like that… what is this world coming to?
TERESA What’s wrong?
LELAND Nothing, I chickened out.
LAURA Are you sure you’re okay?
LELAND Yes.
LAURA Dad?
LELAND Yes.
LAURA Did you come home during the day last week?
LELAND No.
LAURA Oh, I thought I saw you.
LELAND You know, I did come home, come to think of it, on Thursday. I had a severe headache and I was driving in the neighborhood so I just darted in and out of the house.
Where were you, Laura? I didn’t see you?
LAURA I was down the street.

No hay comentarios

Por - Publicado el 18-01-2007

[Artículo aparecido en Gestión el Miércoles, 17 de enero de 2007]

La promulgación de la Ley 28212 que fija topes remunerativos en la administración pública ha generado una serie de reacciones. Por un lado, sobre todo en la prensa, se habla de efectos negativos por la fuga de talentos que ésta generaría. Por otro lado, sobre todo en las calles, se habla de una “burocracia dorada” que percibiría sueldos demasiado altos. Ambos enfoques tienen una parte de verdad. Para tener una idea adecuada de los efectos de dicha ley es necesaria una visión de conjunto. En tal sentido, debemos considerar a tres segmentos de la administración pública que se verían afectados por la ley:
1. Segmento que no se ve afectado inmediatamente. Gana menos que su tope y no le afecta inmediatamente al cheque mensual. Sin embargo, este sector puede anticipar que su patrón de aumento salarial en la carrera pública se ha visto truncado y comenzar a tantear posibilidades laborales alternativas.
2. Segmento afectado inmediatamente de bajo valor de mercado. Este segmento gana más que su tope, pero sus oportunidades de ingreso no son mejores fuera del sector público. Este sector se queda en su puesto. De hecho la ley va contra este segmento, el que que recibe salarios por encima de su valor de mercado.
3. Segmento afectado inmediatamente de alto valor de mercado. Este segmento gana más que su tope, pero como sus oportunidades de ingreso son mayores fuera del sector público, se va. Este es el efecto perverso del cual hablan los detractores de la ley: este segmento es reemplazado por personal de menor calificación con lo que baja el nivel de calificación en el aparato estatal.
En el Perú el mercado no acaba de funcionar bien: es imperfecto, oscuro. El aparato estatal acaba siendo una gran fuente de ingreso para mucha gente, incluso para aquella que predica a favor de la empresa privada. El comportamiento prebendario, mercantilista en jerga liberal, consistente en otorgar altos sueldos sin consideraciones de rendimiento y sí por consideraciones partidarias, es masivo. Y tampoco es que la empresa privada peruana, de baja productividad en el contexto mundial, pueda pagar mucho más a los profesionales capacitados. La gran competencia para el sector público (¡y privado!) no está dentro del país, sino en el mercado profesional internacional.

Toca analizar y cuantificar, pues habrá de los tres efectos. El primer efecto será negativo a la larga y se necesitará más tiempo para evaluarlo. Los dos siguientes son los efectos inmediatos. Reconociendo que habrá de los dos, ¿cuál esperamos que sea mayor? ¿Hay más gente por encima del tope de alto o de bajo valor de mercado? Es lo que algunos colegas llamarían un “experimento natural”. Claro, el tema es que el valor de mercado de cada persona es una variable no observable para el realizador de política. Sin embargo, si las autoridades públicas recolectaran la información del número de funcionarios afectados, sus calificaciones, su historia laboral (perfil de salarios y cargos detentados), y se registrara lo que ocurra con ellos después de la entrada en vigor de la ley, se podría hacer una evaluación de impacto. Como grupo de control, se podría tomar al segmento 1., que no se ve afectado inmediatamente.

Los resultados de esta investigación ex post bien podrían darnos que el efecto fuga total no sería tan grande: algunos desplazamientos, pero no una gran estampida. En realidad, la autoridad pública debería tener hecho un análisis de escenarios antes de intervenir y cambiar el statu quo. Eso, por supuesto, es el caso si lo quieren hacer seriamente. En estos momentos si juzgamos sólo por las reacciones observadas, nos equivocaremos y sesgaremos nuestra imagen hacia el efecto fuga, pues obviamente, los del segmento 2 hablan como si en realidad estuvieran en el segmento 3. Los sobrepagados tienen voces con eco en la prensa. Como hay información asimétrica, exageran su valor de mercado y se quejan del tope en nombre de los efectivos negativos que éste traería al país. Los subpagados con oportunidades simplemente se van ganar más a otros empleos. No necesitan hacer tanto estruendo. Mientras los mecanismos de mercado son silenciosos, los mecanismos prebendarios son ruidosos. Una política pública debe descontar el efecto riesgo moral (moral hazard) previo a la ejecución de una intervención. De hecho, quienes se quejan en voz alta señalizan ser unos limones (según explicara el premio Nóbel de economía George Akerloff) ,es decir, revelan que en realidad sí están siendo sobrepagados.

Como toda intervención pública, esta medida está sujeta a errores de tipo 1 y de tipo 2. El primero en este caso sería rechazar a la persona correcta y es el efecto fuga que preocupa a un sector de la prensa; y, efectivamente, nos debería preocupar a todos, pues queremos una administración pública eficiente. El segundo es contratar a la persona equivocada, es decir, retener a una persona de bajo valor de mercado sobrepagándole; lo que también nos debería preocupar a todos, pues no queremos desperdiciar el dinero de los contribuyentes. Lamentablemente, cuando la política pública se hace sin selectividad, a rajatabla, con generalizaciones infundadas, sin estudios de base, este tipo de errores lejos de minimizarse se hacen más frecuentes.

Nota: Más sobre este tema apareció antes en lenguaje algo más informal en este blog:

Para el/la lector/a interesado..

No hay comentarios

Por - Publicado el 17-01-2007

Leemos:

Los demócratas americanos piden protegen a los trabajadores peruanos para proteger mejor a los trabajadores americanos.

Hace algunos días leíamos

La visita de la OIT resultó crucial. El TLC está condicionado a mayor protección a los trabajadores peruanos. En este blog había escrito antes:

El TLC va, pero con ajustes. Los demócratas americanos no se conforman con que se haya promulgado algunas leyes en el 2003 o con la carta de Ferrero y PPK. Nop. Quieren algo más concreto. OK, ahora los agentes económicos tienen que elegir. Los empresarios y partidarios a rajatabla del TLC no la tendrán a dos cachetes: apertura externa con respeto a los derechos laborales. Quienes están en contra a rajatabla del TLC tampoco la tienen completa: pierden a su cerrazón a la apertura exterior, pero logran una mayor protección para los trabajadores. Es una propuesta salomónica, que una vez más, viene de fuera. Es una por otra, un trade off, y como tal es un problema económico.

Mi percepción es que tocará hacer los ajustes que se tengan que hacer para conseguir el TLC. Parafraseando al “París bien vale una misa“, espero que los empresarios que tanto han presionado para el TLC no se echen para atrás; esperaría que reaccionen con “el TLC bien vale una mayor protección laboral”…..

Actualización: Leemos en Perú 21:

Mediant “Side letter”, pero cambio de todas maneras..

No hay comentarios

Por - Publicado el 17-01-2007

Una portada que recuerda un tema que comenzó con estruendo, pero quedó en el silencio…
No se está notando…

Hurtado: “Que dios nos ayude”
Esos “shocks” sí que se notaban…

Acción:

con su grafiquito más.

Y otro aquí:

Tomado de El Comercio, artículo de Karin Acevedo.

Reacción:

Bueno, los responsables del gobierno han estado muy silenciosos sobre lo que han denominado shock. Ha sido un shock muy silencioso. No se está notando… Shocks ¡los de mi época!

He comentado ya sobre el tema de los shocks anteriormente (entre otros posts en Más shocks, en Y dale con los shocks y en El riesgo populista).

En El Tercer Piso del Andamiaje (2) comentábamos sobre las perspectivas expansivas en el gobierno de García y los peligros de recaer en esquemas populistas que no se quieren volver a vivir. Leo a Waldo Mendoza:

Perspectivas para el 2007
Fuerte Expansión Fiscal Incertidumbre en la Política Monetaria
La República
..
En el campo de la política fiscal, la propuesta de una nueva Ley de Responsabilidad y Transparencia Fiscal (LRTF) permitirá elevar la inversión pública y el gasto de mantenimiento, pues el límite de 3 % para el crecimiento del gasto no financiero, que antes se aplicaba a todo el Gobierno General (Gobierno Central, gobiernos locales y Essalud), ahora se aplicaría solo al Gobierno Central; y únicamente al gasto corriente, del cual, además, se deducen los gastos de mantenimiento. De esta manera, como el superávit fiscal fue de casi 2 % del PBI en el 2006 y como se mantiene el tope del déficit fiscal de 1% para el 2007, junto con el extraordinario crecimiento de la recaudación, el ritmo de crecimiento de la inversión pública en el 2007 puede llegar a ser tan alto como en 1974, en el gobierno del General Velasco Alvarado.

La reducción adicional del tipo de cambio por las señales que envió al mercado el BCRP, condujo al incumplimiento del principal compromiso de la autoridad monetaria: mantener la inflación entre 1,5 y 3,5 % anual. Finn Kydland y Edward Prescott dirían que el BCRP está perdiendo reputación; y esa palabra es muy fuerte para un banco central.

En estas condiciones, sin cambios en el modelo de desarrollo vigente, con un contexto internacional menos favorable que el de los años anteriores, con una política fiscal fuertemente expansiva, secundada por una política monetaria también expansiva, la perspectiva macroeconómica para el 2007 puede ser incluso mejor que la del 2006: crecimiento por encima del observado en el 2006, inflación tendiendo al 1,5 % y reservas internacionales en aumento.Respecto a las fuentes del crecimiento, por el lado de la demanda, el impulso fiscal será el más alto registrado desde 1987, cuando el déficit primario del SPNF se elevó de 2,1 a 4,9 % del PBI, el impulso monetario será mayor que en el 2006, la inversión privada continuará con su dinamismo y, sujeto lo que pase con el ATPDEA (o el TLC) y las condiciones internacionales, el crecimiento de las exportaciones podría reducirse.

OK, expansión fiscal y repunte de la inflación. Esto coincide con lo que señalamos en El Tercer Piso del Andamiaje (2) sólo que el autor parece entender que estas señales son alentadoras y conducen a un mayor crecimiento. El autor ve la expansión fiscal como fuente de crecimiento, que vendría por el lado de la demanda, por la inversión pública cuya expansión se compara con la del año 1987.

Definitivamene un país que crece tiene que crecer también en sus niveles de inversión pública. No se trata de dejarlos congelados en el tiempo. Sin embargo, el cuello de botella no parece estar por el lado de la disponibilidad de recursos ni por la decisión de invertirlos, sino por la capacidad de hacerlo (lo cual es también un tema de productividad. Es la capacidad de diseño, gestión y ejecución de proyectos). La revelación de Matute es indicativa: no se están invirtiendo los recursos. Tons, ¿qué puede pasar? No creo que no venga la anunciada expansión, sólo que hay un gran peligro de que no sea de inversión, sino sólo de gasto. Ya hay gente haciendo cola, los “quiero-chamba-boys”, la oferta laboral aprista lista para ser colocada o para directamente administrar esos recursos muy a su manera. Ya lo han hecho antes. Es curioso que el autor mencione el año 1987 como referencia, pues es el comienzo del fin del gobierno aprista con su conocida deblacle para todos.

(Un caso particular de administrar los recursos a su manera, lamentablemente, está en las presiones para crear un “instituto de planeamiento estratégico”, como comenté en Las reformas permanentes).

Obviamente, para un enfoque de demanda da igual si es inv
ersión o gasto. Supuestamente igual se crece. Pero no. Toca ver en qué se invierten esos recursos. Así como las privatizaciones pueden ser vistas como forma de mejorar la eficiencia en las empresas antes del estado o meramente como forma de “hacer caja”, las “inversiones” pueden ser vistas como forma de incrementar la capacidad productiva o meramente como gasto. Y de lo que se trata es de realizar inversiones que aumenten la capacidad productiva (mayor capacidad para exportar pisco, chompas de alpaca, pimientos del piquillo o software hecho en el Perú), el capital humano de los más pobres del país (más palabras por minuto leídas, más operaciones matemáticas realizadas, más vacunas por niño de cuatro años, menor mortalidad infantil en las provincias punteras en los mapas de pobreza), la productividad de cada sector (más quintales de papa amarilla por hectárea, más trámites despachados por empleado público, menor tiempo de transporte del hogar al centro de trabajo). No estaría mal completar el panorama y combinar los criterios de demanda con su criterito de oferta más, pues….

No hay comentarios

Por - Publicado el 16-01-2007

Menudo debate el que se ha armado sobre qué tiene en la cabeza García

- Santiago Pedraglio:

Pena de muerte y cartas escondidas
Apelando a un esquema semejante al que utilizó Alberto Fujimori -tal parece que el presidente García padece de una extraña admiración por quien fuera su perseguidor-, alienta el cierrafilas en pro de un orden y una autoridad que surgen de infundir el miedo.

-Nelson Manrique:

Alan es la muerte
Vamos a suponer que hay una racionalidad política tras de todo. (…)

¿Hay semejante motivación? La hay. Se trata de crear una situación que permita apartar al Perú de la jurisdicción de la Corte Internacional de Derechos Humanos, cuando se espera que esta dicte sentencia sobre la masacre de El Frontón, que involucra al presidente García y que funda una firme base para su alianza con Alberto Fujimori. A ese objetivo apunta la campaña contra la sentencia dictada por la Corte sobre la masacre del penal Castro Castro, perpetrada durante el gobierno de este último.

De aprobarse la pena de muerte en el Parlamento, la CIDH habría señalado que el Perú violaba el derecho internacional y que no podía proceder así. Sería fácil entonces para Alan García alegar razones de soberanía nacional para justificar el retiro, en defensa de la dignidad nacional herida. Ese es el libreto que ha entrado en crisis. Será necesaria una firme vigilancia ciudadana para evitar que vuelva a meterse el tema por la ventana.

- Augusto Álvarez:

Lo más patético de esta situación de enfrentamiento que se ha abierto el presidente es que su propuesta no es crucial para atacar el problema del terrorismo o de la condenable violación y posterior asesinato de menores. Plantear que la pena de muerte es una ‘solución’ para dichos males significa esquivar la reforma de la seguridad y de la justicia que se requiere aplicar en el país.

Pero más allá de las consecuencias inmediatas de esta propuesta del jefe de Estado que lo aísla en el terreno político, lo preocupante es el pronóstico reservado que implica una posición como la asumida para el final de un gobierno que tiene tantos problemas por resolver y cuya solución se distrae con una propuesta como la pena de muerte.
El rey está desnudo

y

En efecto, a dos semanas de cumplir el primer medio año de su segundo gobierno, ha resurgido el fantasma de un régimen individualista sustentado únicamente en el fortalecimiento de la figura presidencial en desmedro y a costa del resto de instituciones políticas, empezando por los otros poderes del Estado -el legislativo y el judicial- y siguiendo con los integrantes de su propio gabinete y de su partido.

La prioridad del caudillo en perjuicio del resto de entidades políticas fue uno de los defectos más notorios del primer gobierno de García, y su reversión constituyó, al mismo tiempo, una de las promesas principales de la campaña electoral que finalmente lo puso por segunda vez en Palacio, durante la cual se ofreció el fortalecimiento del Consejo de Ministros y del premier, así como el respeto a las reglas del orden democrático sustentado en la separación de poderes.
Solito se jaranea ¿A qué juega el presidente Alan García?

- Valle Riestra: “Presidente pasa por testarudez temporal”

- Mauricio Mulder:

Hoy la agenda la pone el gobierno. Y es el Presidente quien personificando al gobierno emite opinión sobre los temas matrices de su acción y también sobre los casos de coyuntura que sobrevienen. Y ya tenemos a un sector de la prensa, sobre todo escrita, que empieza a desesperarse por no poder marcar la agenda y que ve que los temas en los que osa tener iniciativa no experimentan el consabido rebote en otros medios.
Y entonces viene la crítica para disminuir la capacidad del jefe de Estado de marcar el paso. Que sale mucho, que es muy terco, que está solo, que tiene derrotas políticas, que hace populismo, que está en alianza con el fujimorismo, que es demagógico, etc. Todos los epítetos se sueltan por parte de los mismos de siempre: los eruditos “analistas” que están bien pasaditos y los “especialistas”, que por supuesto están en nada.
¿Quién pone hoy la agenda?

Pues sí, cortina de humo, regimen individualista, testarudez temporal, líder en dar la agenda.

Y de yapita un referéndum que sólo habita en algunas cabezas:

- Aldo Mariátegui:

OK, los caviares se la juegan contra la pena de muerte y por su amada CIDH y los “punitivistas” liberales por nuestro amado TLC, con una pregunta más neutral como la del voto libre. ¿Es un buen trato o no?
Pongamos fuerte la mesa

- Santiago Pedraglio:

¿por qué no ser radicales de verdad y ampliar de una vez el abanico de preguntas? Por ejemplo, ¿estará el pueblo peruano de acuerdo con que el Estado duplique el sueldo mínimo? ¿Dirá que sí a la estabilidad laboral plena? ¿Considerará que todas las empresas mineras deben pagar regalías, incluidas las que tienen contratos de estabilidad tributaria?
¿Estará ‘el pueblo’ a favor de la libre desafiliación de las AFP? ¿Aprobará una jubilación para todos los peruanos a partir de los 65 años, como ha propuesto en Chile su presidenta Michelle Bachelet?
Juguemos al referéndum

Por preguntar que no quede. Pedraglio pisa el palito. Lo más cerca a un referéndum se estuvo cuando un grupo juntó firmas pidiendo referéndum por el TLC. Siguió el procedimiento legal y no funcionó. El gobierno tiene que gobernar y afrontar los grandes problemas del país. No está para perder en tiempo en consultas que no resuelven nada de nada.

En todo esto, sale mi compadre terciando entre la visión del Garcia
descontrolado y del García maquiavélico, proponiendo los elementos de la racionalidad de García:

  1. primero, es necesario mantener lo más alto posible el nivel de aprobación popular a la gestión y, para ello, es muy rentable enarbolar la enseña del orden. No es solamente egolatría: la presidencia de Toledo mostró lo precario que puede ser un gobierno sin respaldo popular, percibido como débil y vacilante.
  2. Segundo, si no tengo elementos sustantivos con los cuales construir legitimidad (y hasta ahora no los hay), tengo que usar lo que tenga a la mano: la pena de muerte es perfecta para eso.
  3. Tercero, en la duda entre seguir el camino de la izquierda o el de la derecha, optar resueltamente por el segundo. Los votos que lo llevaron a la Presidencia vienen de allí, y en la izquierda no se puede confiar: considerar la experiencia de Toledo con ministros y funcionarios que hoy lo critican.
  4. Cuarto, la Presidencia dura cinco largos años, mientras que los ministros son reemplazables; no se sorprendan de un presidente contradiciendo a sus ministros, si es que con ello se gana el favor popular.
  5. Quinto, los conflictos dentro del Apra son buenos en la medida en que siga siendo García quien los dirima. Divide y vencerás.
  6. Sobre la racionalidad de Alan García. Martín Tanaka

Bueno, no estoy de acuerdo. Llevamos años discrepando, por lo que una raya más al tigre no le hace nada:

1 y 2:
No es claro que apostar a la pena de muerte como lo está haciendo García le reporte mayor aprobación. En la mayoría de países la pena capital es popular, incluso en la Europa abolicionista y de estado de bienestar. Es un comodín que bien jugado te puede hacer ganar la partida, pero si lo juegas mal te sale el tiro por la culata, que es lo que le parece estar pasando a García. A nivel de escena política, insistir con el tema después de que se lo chotearan le está ganando el apoyo del sector más recalcitrante y misio intelectualmente de las derechas. Ha perdido el apoyo de Augusto Álvarez para ganar el apoyo de Aldo Mariátegui. Balance neto: ¡requeteccontranegativo, pues! Ah, pero la prensa “está en nada” según Mulder (“y yo que pensaba hoy no es mi día, estoy salaá, pero Pedro Navaja tustás peor, tustás en naá“). Ah, ya pues, veamos lo que dice la gente. Ahí, efectivamente, la cosa no queda clara. La pena de muerte no es tan perfecta como fuente de legitimidad. Si quiere apelar al orden y que le ligue, como le ligó a Fujimori, García ahora tendría que dar un golpe de estado y hacerse creíble. He has to deliver. Entonces, la gente sí vería que va en serio. Si no se impone de verdad, quedará como un charlatán entre sus propios seguidores dentro de los ciudadanos. ¿Vemos a García jugando esa carta de verdad? Ha crispado a la opinión pública, pero que no se equivoque. No es el Perú de la hiper ni aquel del supuesto “equilibrio estratégico” casi tomado por Sendero, como recuerda Pedraglio. A Toledo no le ligó hacer los relajos de antes. La gente fiscaliza más. La gente quiere crecimiento con redistribución. Ese problema no lo tiene resuelto. La gente quiere que se ocupe de eso. Eso es lo que le gusta a la gente ahora.

3:
Pues, tampoco. García necesitaba lavarse de la imagen estatizadora, populista, anti-imperialista. Lo ha hecho llamando a connotados políticos de derechas y a algunos técnicos de los gobiernos anteriores, pero eso era para ganar las elecciones. No queda claro que vuelva a virar a lo que se sigue llamando izquierdas. ¿Cómo así? Lo más evidente es a nivel internacional. Lo he manifestado en García-Chávez: ¿Cambio de alianzas? y después en ¿Los demócratas prefieren el ATPDEA por varios años al TLC?. La probabilidad de que García cambie de alianzas internacionales no es cero ni es trivial. A nivel interno, no tiene que competir con ninguna izquierda, como en su primer gobierno, en tal sentido tiene mucho margen, pero tampoco es de descartar que pueda salir con alguna medida no apreciada por sus aliados de derechas. Ejemplos: Gobierno reafirma compromiso con sindicatos o Duplican indemnización por despido arbitrario .

4:
García puede contradecir a quien sea y más a sus ministros. Sin embargo, una vez más, fue su viraje político a las derechas lo que le valió ganar las elecciones. Esos ministros que ahora contradice para supuestamente ganar favor popular son los que le confieren una credibilidad que no tendría. Desautorizarlos, contradecirlos, maltratarlos, también le quita popularidad. Sin ellos, no la hace.

5:
Los conflictos dentro del APRA nunca han sido buenos para García. “El APRA al poder” en su primer gobierno no le benefició en nada. La salida al aire del video de Mantilla, la impunidad hacia sus protegidos del Rodrigo Franco, demuestran que en el APRA hay conflicto. Claro, electoralmente, todos estos señores no son nada sin García, pero ¿y qué? Ya ganaron las elecciones. No están pensando en un buen gobierno de García. Están pensando en su tajada. El copamiento va en curso y no es solapa. Es rochosazo, así la prensa no sea muy dada a dar información al respecto.

Coincido con Martín en centrarse en la racionalidad de García. Sin embargo, creo que en García hay, por un lado, un mal cálculo (caso clarísimo el de la pena de muerte, salvo que un buen día nos diga “disolver-disover”), por otro, lo que está ocurriendo es también resultante de un paralelogramo de fuerzas, presiones de los Mantilla-Chito-boys y de los quiero-chamba-boys y girls (Ver Mantilla también regresa) y la necesidad de continuar con las políticas económicas de Fujimori y Toledo. Un par de cortinas de humo no vienen mal mientras el sinceramiento aprista, el copamiento, se lleva a cabo. En todo caso, las señales que nos vienen de García son todavía muy ruidosas para acabar de quebrarle el código. El tiempo nos afinará más las señales. Eso sí, tratemos de mirar también lo que ocurre por debajo de la mesa que por ahí pasan muchas cartas…

Bueno, y como siempre quedamos: ya evaluaremos….

Actualización: Ayer solté que García tendría sentido si da un segundo paso autoritario, en la via de Fujimori. Ahí sí le podria ligar la jugada. Hoy leemos a Augusto Álvarez:

¿Hacia otro 5 de abril?
Indicios de que García quiere disolver el Congreso.

¿Está el presidente García en el mismo camino? Todavía no se puede afirmar eso, aunque, lamentablemente, tampoco se puede descartar si se tiene en cuenta su reciente comportamiento político y, también, lo que anunció varias veces durante la pasada campaña electoral en el sentido de que él cerraría el Congreso si este no se comporta de acuerdo con las exigencias del país y si es que dicho poder del Estado obstaculiza su labor.

Las señales están ahí…

Actualización 2: Los desmentidos:

Una ficción sobre la que se está hablando mucho. La prensa reacciona por si acaso, no como antes. El país ha cambiado algo. Hay más fiscalización. El presidente mismo tiene que tomar en serio el tema y reaccionar en público….

Actualización 3: Martín Tanaka me actualiza la bibliografía:

- Carlos Basombrío

Me confieso intrigado del porqué ha escogido este camino. Se podría argumentar que en su primer gobierno quedó atrapado por las circunstancias de una insurrección cruel y fanática que lo llevó al exceso. Pero ahora tenía la mesa servida para gobernar como un demócrata moderno, borrar el pasado y entrar a la historia (algo que lo obsesiona) de otra manera. La verdad, no lo entiendo.
La verdad, no lo entiendo

- Jorge Bruce

Alan es un personaje a quien la vida ha enseñado a despojarse de sus principios, más taimado y calculador (lo que Fujimori llamaría “pragmático). Su problema es que de vez en cuando no resiste y se saca la máscara en público: entonces asoma ese derviche enloquecido, capaz de cualquier cosa con tal de mantener su popularidad, que el lente de Paul Vallejos supo captar con un sentido de la oportunidad digno del maestro Cartier-Bresson.
¿Quién eres, Alan García?

García sigue descomputando…

No hay comentarios

Por - Publicado el 15-01-2007

Si repudiamos la violencia sufrida en el país, nos toca atacar sus fuentes. No podemos cambiar lo ya sucedido, pero sí podemos evitar lo que podría suceder si se siguen cometiendo los mismos errores. Sigo viendo a jóvenes que idolatran al Che Guevara como si este sujeto hubiera sido un buen tipo. No fue así. Este hombre fue responsable de la muerte de mucha gente. A muchos los mató él mismo, con su propia pistola; a otros los mandó a matar; a otros los envió al matadero. Sus seguidores hicieron lo mismo. Es paradójico e irritante que a pesar de que mucha gente sufrió las consecuencias funestas de sus acciones, se siga incubando un mito, que no es otra cosa que fuente de más violencia y sufrimiento en el futuro.

Sí, muchos caímos en esa trampa. Me incluyo. Creo, sin embargo, que justamente por eso, es que tenemos una responsabilidad hacia los que vienen después de nosotros. Toca decir las cosas. Que nos crean o no es otra cosa. Que piensen que uno se ha resblandecido con la edad es irrelevante. En algún momento les podremos decir: “te lo advertimos”.

Esta foto de Korda posiblemente generó más seguidores a Guevara, que el conocimiento de su forma de pensar y actuar.

En realidad este individuo sostenía:

El odio como factor de lucha; el odio intransigente al enemigo, que impulsa más allá de las limitaciones del ser humano y lo convierte en una efectiva, violenta, selectiva y fría máquina de matar. Nuestros soldados tienen que ser así; un pueblo sin odio no puede triunfar sobre un enemigo brutal.

Hay que llevar la guerra hasta donde el enemigo la lleve: a su casa, a sus lugares de diversión; hacerla total. Hay que impedirle tener un minuto de tranquilidad, un minuto de sosiego fuera de sus cuarteles, y aún dentro de los mismos: atacarlo donde quiera que se encuentre; hacerlo sentir una fiera acosada por cada lugar que transite. Entonces su moral irá decayendo.

Mensaje a los pueblos del mundo a través de la Tricontinental
Publicado en: Tricontinental, Suplemento especial, 16 de abril de 1967.

Bueno, si esto no es una justificación al terrorismo y a la violencia, ya me dirán qué sí lo es… Esto es una justificación a muchas cosas que se han sufrido en el país. Después de vivirlas, ¿quién puede simpatizar con algo así?

En toda película o documental en sala pública en que Guevara aparece siempre me ha tocado ver y escuchar que la gente aplaude. ¿Por qué?

Definitivamente, se trata de un mito. Así no fue la cosa. Nos han contado el cuento. Veamos este video, Anatomía de un mito (es largo):

Algunos detalles a tomar en cuenta:

  • Es una peruana quien influye en la radicalización de Guevara. Antes de conocerla, no tenía ninguna perspectiva política.
  • Un tema recurrente en América Latina son las rivalidades nacionales. Guevara cayó mal a muchos cubanos. Sus arrogancia y sus comentarios despreciativos hacia los mexicanos y cubanos fueron, por supuesto, mal recibidos. El apelativo “Ché” no fue de cariño, sino peyorativo. (Curiosamente, esta arrogancia se notaría en seguidores suyos como los montoneros argentinos, que despreciaban a los nicaragüenses y simularon haber participado en su revolución. Ver “La Utopía Desarmada” de Jorge Castañeda).
  • El hombre era gatillo fácil para las ejecuciones. Mató a muchos campesinos cubanos. Ante la duda, fusilaba igual. Docenas de hombres son fusilados sin pruebas durante la revolucion.
  • Al triunfo de la revolución, se convirtió en responsable de prisiones. Él el mismo mató gente en su propia oficina (ahí está el testimonio del hijo de una víctima) y fue responsable de centenares de muertes. Aplicó la pena de muerte en juicios sumarísimos, donde la condena a muerte ya estaba sentenciada de antemano. No respetó tampoco a los familiares de los que eran fusilados. (La propaganda oficial de Castro pinta todo esto de una forma más dulce, justificándolo: Juicios en Cuba luego de la victoria rebelde).
  • Se metió a economista y no dio pie con bola. Dirigió el Banco Nacional de Cuba y el Ministerio de Industrias. No sabía nada. Era autoritario con los técnicos y los mandaba a pesar de que desconocía la materia. Su doctrina era “mis amigos son amigos mientras piensen políticamente como yo”.
  • En su acción en el Congo, al parecer Guevara chocó con Laurent Kabila, quien no lo recibió con gran entusiasmo. Se tuvo que regresar a Cuba.
  • En Bolivia chocó con Mario Monje, dirigente del Partido Comunista Boliviano, quien rechazó que alguien venido de fuera, un aterrizado que entró a Bolivia disfrazado con un look a la Honecker, venga a su país a dirigirlo. Tampoco era que a Guevara le interesara mucho Bolivia. Su verdadero interés era la Argentina.
  • Se lució también por su inoperancia militar y política. En su acción en Bolivia no incorporó a ningún campesino a su guerrilla. Es que desconocía las necesidades de los campesinos. Él les prometía la tierra, pero en agosto de 1953 ya había habido una reforma agraria en Bolivia.
  • Al verse cercado se rinde y lo capturan vivo. No lucha hasta el final. El plan de los americanos es llevarlo a Panamá para interrogarlo. El presidente boliviano decide fusilarlo (Mal hecho: no se debe matar a un prisionero).
  • Después de su muerte, 5 hombres de su grupo guerrillero pudieron escapar: 2 bolivianos, asesinados años después, y 3 cubanos preparados con formación militar, pero a quienes Guevara no les hacía caso (una vez más, human capital matters). Estos cinco hombres caminaron 3000 km, fueron perseguidos por 3 divisiones, y rompieron 14 cercos hasta llegar a la frontera de Bolivia con Chile, por donde lograron huir.

En fin, este personaje recuerda en algo a Roque Santeiro, no en que esté vivo, sino en que lo siguen idolatrando como a un santo y no fue nada de eso. Después de Guevara, no han faltado intentos por seguir sus pasos, con los tristes resultados que conocemos.


Mucha gente ya sabe que se trata de un mito y sabe que las consecuencias de este tipo de pensamiento radical son muy concretas y muy desastrosas. Sin embargo, hay mucha gente que sigue todavía hipnotizada por el mito. Queda mucho esclarecimiento por hacer…

Guevara de modelo en 1950: promoción de bicletas con motor.
Muy diferente que en la foto de Korda…
Haberse quedado así.

Actualización: >Excelentes posts relacionados:

Actualización 2: Álvaro Vargas Llosa nos ofrece más datos en La máquina de matar: El Che Guevara, de agitador comunista a marca capitalista (para el original en inglés este es el click).

Un comentario

Por - Publicado el 15-01-2007

Pocho Rospigliosi: marcó línea, aunque el
“esto es lo que le gusta a la gente” vino más de algún imitador suyo, que del mismo Pocho. Creo.


Hay un viejo debate: ¿un medio de comunicación debe dar “lo que le gusta a la gente” o debe tratar de elevarle el nivel?

Un debate clásico que no acaba. Recordemos estas escenas.

Magaly vs. Ferrando:

[Si el video no funciona hacer click aquí]

Magaly: “Lo que nos llega de Ferrando es ese programa chabacano, pues, es chabacanísimo. ¿Eso vende? Eso vende. No hay que dar al público, televidente o lector, o lo que sea, lo que le gusta, sino más bien hay que tratar de elevarle su nivel en vez de bajarlo a término cero”.

Elevar el nivel, ¿eh? Años después Magaly Medina con su programa demostraría cómo se hace para elevar el nivel del “público, televidente o lector, o lo que sea”.

Nada menos que con el catchascán en polleras… Nada de chabacanería….Un nivel mucho más elevado que el de Ferrando…Nada racista como Ferrando…

¿Qué será?

a. se empieza queriendo elevar el nivel, pero es tan difícil que se acaba por caer en las fórmulas que se critican. El nivel es ese y punto.
b. en el caso de Magaly, nunca quiso elevar el nivel, sólo se quiso tumbar a Ferrando (y a tantos/as otros/as).
c. el nivel sí se ha elevado, pero el cambio es muy pequeño y hay que ir poco a poco. (al menos las mujeres ya entran al ring).
d. al fin y al cabo, Ferrando no era tan malo. Él nunca hubiera hecho pelear a dos mujeres, y no decía palabrotas.
e. Ninguna de las anteriores.

Se aceptan más opciones…

Actualización: Al parecer a Ferrando le hicieron una emboscada en Fuego Cruzado.

Un comentario

Por - Publicado el 15-01-2007

Leemos en Correo:

Argollero y egoísta
Transcendió que Julio Velarde, presidente del BCR, tomó la muy censurable decisión de negarse a prestar a las regiones a varios de los cientos de funcionarios del BCR para apoyar en proyectos. Como se sabe, el ente emisor funcionaría tranquilamente con la quinta parte de privilegiados funcionarios que posee.

“Como se sabe” ¿de dónde sacan esos datos? ¿La quinta parte?

Leemos en La Primera:

Piden a quechuas no alterar la fe católica
Durante su homilía en la misa de acción de gracias o te deum andino, el cardenal Juan Luis Cipriani hizo un llamado a la comunidad quechuahablante a preservar la riqueza de sus tradiciones, pero no incorporar excesos ajenos a la fe católica.

El cardenal goza de libertad de expresión, como cualquier ciudadano, incluyendo por supuesto a los quechuahablantes, de libertad de culto, ¿no? A ver si le hacen caso…[Actualización: Al parecer esta noticia no es del todo acertada. Leer comentarios.]

Leemos en La Razón:

Familiares exigen al Congreso investigar a quienes allanaron al Perú ante la subversión

“Es una injusticia que a los terroristas, que destruyeron familias enteras y dejaron muchos niños huérfanos en todo el país, se les indemnice. Cómo es posible que la Corte quiera indemnizarlos”, dijo una de las manifestantes, con la voz entrecortada y que recordaba cómo su difunto esposo, un ex alcalde distrital de la región Junín, ni siquiera aparece entre los nombres de las “víctimas” incluidas dentro del “Ojo Que Llora”, que sarcásticamente sí alberga las identidades de los sediciosos, sobre todo los 41 subversivos caídos en el motín del penal Castro Castro en mayo de 1942.

¿No es mejor que estos familiares reciban mayores reparaciones y, si no están, se incorporen los nombres de sus caídos al monumento?

Leemos en Perú 21:

La sentencia de la Corte que pone nerviosa al Apra
Este mes serán las últimas audiencias del caso Cantoral, el único que está en ese fuero.
El fallo de la Corte ordenaría un proceso independiente que castigue a los culpables.

Efectivamente, tienen cosas que explicar. Ver este video: Chito en campaña (con su segunda parte, más. Gracias Ocram)…. Los escuadrones de la muerte de García y Mantilla tienen que responder por sus crímenes. ¿O no?

Actualización:

Del Castillo niega temor por nueva sentencia de corte
Órgano se pronunciará pronto por asesinato de sindicalista atribuido a comando paramilitar

El Gobierno no tiene miedo. Así lo dejó sentado el primer ministro Jorge del Castillo, cuando nuestro Diario le consultó si la avalancha de críticas y cuestionamientos por parte del Apra a la Corte Interamericana de Derechos Humanos obedece a que, en breve, dicha instancia supranacional dictará su fallo sobre el caso del asesinato del dirigente sindical Saúl Cantoral.

El Comercio cubre este tema y otros:

Pues sí:

- Papi, papi ¿Los del Comercio también son caviar?
- Ay, mi hijito. Esos son unos caviarones.

No hay comentarios

Página 224 de 247« Primera...222223224225226...Última »