Por - Publicado el 14-08-2007

Nos hemos metido en una absurda campaña mapista al estilo de nuestro vecino del norte hace algunos años (ver mapas aquí). No nos condujo a nada bueno. Ni a nosotros ni a ellos. Podemos confeccionar los mapas que queramos. No valen nada si no tenemos soberanía sobre lo que ahí figura. La realidad es que estamos reclamando una zona marítima sobre la que nuestro vecino tiene total control. Ese es el statu quo. Si ya quedamos en que vamos a La Haya, donde podemos ganar o podemos perder, ¿para qué hacer un mapa donde sale como nuestro algo que, así sea nuestro, no tenemos? La reacción de ciertos sectores chilenos de hablar de “declaratoria de guerra” es también exagerada. En fin, creo que tiene más sentido dejar que el trámite de La Haya siga su curso. El concepto de 200 millas de mar territorial es históricamente nuevo. No tiene sino algunas décadas. Es normal que haya diferencias entre los países cuando se trata de aplicarlo. Una vez más, diré que la atención de nuestros países está en el Triángulo equivocado.

Actualización: Con la publicación del mapa nos hemos sumado a las naciones sudamericanas en reclamos territoriales (ver esta interesante página Los mitos de pérdidas territoriales de los Estados hispanoparlantes de la América meridional).

-

Comparte tu opinión respecto al tema tratado.

Importante: Existe moderación de comentarios. Si no te identificas con tu nombre y apellido, posiblemente no se publique tu comentario. Referirte al tema del post, identificarte y evitar ataques personales o lenguaje ofensivo aumentarán las probabilidades de publicación de tu comentario.